viernes, 15 de febrero de 2013

Medicina Antropológica: Entrevistas narrativas.

Entrevista narrativa Nº 1
A-Hola W., ¿Cómo andas?, gracias por venir, tus cosas…, tu familia, ¿Cómo andas de salud?
W.-bien doctor de 10, a mi únicamente me tiran esos resfríos, me siento como pollito, cualquier frio en los oídos caigo, y me tira mucho tiempo.
Le pregunto sino le molesta el aire acondicionado, y de buena manera me pide que lo apague.   Me cuenta de cuadros bronquiales a repetición con mucha secreción (lo tiran a la cama), me habla de los “coyuyos”[1] que le sacaron la última vez con la  cera, aunque me aclara: “me fui hasta Bs. As., y allí me hicieron hasta resonancia (RNM), y un montón de estudios más, me tuvo como 15 días, me hicieron gastar lo que no tenía. Estuve un mes casi tirado en la cama, no tengo defensa, es lo único que me mata, en Marzo cumplo 50”.
Suena su teléfono celular, y tímidamente lo invito a apagarlo, observa en el visor y me dice “lo voy a bloquear”…, le aclaro, bueno…atiende si es algo importante para vos.
A-Querido W., esta no es una consulta médica, olvídate que estás con el doctor, fíjate en el guardapolvo y la chaqueta, están ahí colgados, yo estoy de camisa como vos…., esto es una conversación, una entrevista. Le explico el contexto (T.P.  para curso de M.A.), le pregunto si sabe que es la Medicina Antropológica, “ni idea” me responde, a lo que le doy una explicación, y con su rostro y gesto me muestra que acepta el encuentro (por supuesto, ya convenido con anterioridad).
A- ¿Qué cambios te produjo en tu vida cotidiana la enfermedad que padeces? (le adapto un poco la pregunta)
W.-“a ver si me hago entender…, yo trabajaba como burro en una panadería, me tenían de comodín, había que cumplir, a veces laburaba de la 9 de la noche hasta el día siguiente a las 2 de la tarde”.
A-¿Cuándo supiste o te diste cuenta que tenías algo?,
W.-“yo empiezo en el 92, 93. Pero mirando para atrás, tomo conciencia siendo chango chico, 15 a 16 años, andaba en bici con mis amigos, changos todos de mi edad y siempre era el último, siempre atrás…no tenía aguante,….siempre al último. Una vez, en Mailin[2], no llegaba y no llegaba…
A-¿que sentías?
W.-“cansancio general, me agarraban de la espalda y me empujaban para que llegara. No tenía idea de lo mío, una vez en la panadería me dijo Lucho, Cuni acóstate  y me tiré arriba de una bolsas, no daba más….trabajaba de noche mucho, esa vez había que pasar la masa por la sobadora, y Lucho me cubrió, yo iba perdiendo peso, siempre de chico, siempre era el más chico, pero gracias a mis amigos yo salía y trabajaba como podía. Los changos me preguntaban: Eh…chango, ¿qué haces, comes caca de gallina?, vete al médico, pero no iba, yo no me sentía enfermo.
A- ¿a vos te llamaban Cuni?
W.- Si, de chiquito, por mi hermano, Cuni viene de oveja…
2. ¿Qué es sentirte enfermo para vos? (La enfermedad entendida como sentimiento)
W.-“Yo sé lo que es estar enfermo, yo sé, a todos los que están afuera yo los entiendo, si a mí me dicen “yo estoy enfermo”, yo los entiendo….es sentirse de mal….
A- ¿sería como “impotencia”?
W.- ¡esa es la palabra!, ve, por ahí me olvido…esa es la palabra…”
3. ¿Cómo has respondido al hecho de sentirte enfermo? (le adapto un poco la pregunta)
W.-“Lo mío fue un descuido”, ahora recién tomo en cuenta…, uno va creciendo, no le tomamos importancia..., ahora veo lo que vale mi padre, me pasó un descuido, no le hice caso al medico, pero sobre todo a mi hermana, mi hermana me decía W. tomá los remedios que te da el médico, y yo no tomaba, no me hubieran trasplantado si yo hubiera cumplido, un error en no hacerle caso, capaz que se me corregía el corazón, yo tenía chagas…, vamo a ser sincero, esto nunca le conté doctor…, Pablito, que vivía cerca de Villa Robles, aquí como a 10 km., mi papa y mi hermana…, recién le cuento a usted, nunca le conté a nadie, y lo cuento porque usted me pregunta, mi papa y mi hermana ya no tienen más chagas, y lo habían visto a Pablito, mi papa recién hace poco murió, 85 años. Yo por un descuido no fui a Pablito…                                                                                                                                                    Yo hice el servicio militar, y estaba bien, andaba como esos gatos sobre las brasas, el oficial una vez nos hizo correr desde Santo Domingo a Vilmer (8-10 km)
4. ¿Que nombre le pondrías a lo que crees que tienes, o tuviste?
W.-Lo que más me gusta es trabajar y bailar, yo soy bailarín, hacían rueda para verme bailar, yo bailo Rock and roll,  ante del trasplante y ahora, siempre hemos sido muy bailarines con mi señora, desde novios.                                                                                                                                                                    A los 30 años empecé a notar…, cuando tenía sexo con mi señora…,  entonces ya no podía como antes, lo mismo cuando bailaba…
A-¿Alguna vez pensaste que te ibas a morir?
W.-No (terminante), y agrega, “vos sabes que yo tengo cáncer y yo no sé, es lo mismo que me pasó”.
5. ¿Cómo te ves en el futuro?
W.-dentro de tres años cuando tenga la casa, el garaje…, cuando me siento bien seguro que llegaré a muchos años, pero uno dice…, a veces no me siento…
A-¿contame, que te pasa…?
W.-Bueno…no es un “ya te va” (ya te vas, o ya partes), es cuando me tiro a la cama por los resfríos, pero tengo una fuerza.
 A- W. ¿notaste un cambio o algo distinto, o tus familiares te dijeron algo, después del trasplante, alguna influencia por el nuevo órgano, algún influjo…?
W.-El chico tenía 20 años (el donante), a los dos o tres años…. (hace una pausa), yo antes no cantaba, yo le atribuyo…, se me hace que el chico era cantor, yo soy humorista, me gusta joder, me dicen mis amigos Pochi Chavez, usted estaría todo el día conmigo, yo quiero que la persona la pase de 10, y que esté conmigo todo el día. La enfermera a los dos meses del trasplante, me dijo canta y empecé…
A- ¿Qué cantabas?
W.-Empecé con relaciones, cuentos..., mi familia (se emociona) me dicen “tonto”, por que soy muy bueno, pero ellos me tratan con cariño, cuando chico me ponían en un cajón y me escondían debajo de la cama, asustándome: ya viene la gitana y te lleva. Cuando cuento… “capaz que me pongo a llorar”, a mi hermano también le dicen tonto, es bueno como yo.                                                           Una vez estaba por separarme, y hablo con mi papa, y mi padre me dijo: no, tranquilo, en el camino se va arreglar.
A-¿Qué te pareció la entrevista?
W.-De 10…, un amigo una vez luego de que se me rompiera mi moto mientras me la arreglaba, me preguntó de todo,  por que lo que sabia de trasplante era todo por TV, y a ese amigo yo le dije esa vez “capaz que si salgo en la TV voy  a ser famoso”….y el me dijo, que interesa W. si estás vivo, y así…, uno aprende en la vida.
Luego me habla de su tarea como gestor con los humildes, el papa le decía, “al que le ha hecho el mal a usted, hágale el bien usted”. A mi padre lo tengo aquí, no me olvido más…
Nombre: W. R.  Edad: 49   Sexo: M   Ocupación: gestor, trámites   Nivel de instrucción: escuela primaria. Diagnostico clínico: Cardiotrasplantado en 1994.  Tiempo de entrevista: 50 minutos.
La entrevista fue grabada, de manera que ha sido transcripta en forma textual, en su mayor parte (un grabador -MP3- fue colocado atrás de un calendario de cartón que estaba en el escritorio).
-----------------------------------------------------------------------------------------------------

Entrevista narrativa Nº 2
A-Hola R. ¿como anda usted?, gracias por venir.
R.: muy bien doctor, esta vez no le fallé (nos habíamos encontrado diez días atrás, y convenimos una entrevista, pero no fue por que se olvidó -según adujo-).
A-Estimado R. como usted verá, esta no es una consulta médica, olvídese que esta con el doctor, fíjese en el guardapolvo y la chaqueta, están ahí colgados, yo estoy de camisa como usted…., esto es una conversación, una entrevista. Previamente a dirigir las preguntas le explico el contexto (T.P.  para curso de M.A.), le pregunté si sabía que era la Medicina Antropológica, me respondió “no, no conozco de que se trata”, a lo que le di mi explicación, y gustosamente me manifestó que aceptaba el encuentro.
A.- ¿Qué cambios le produjo en su vida cotidiana la enfermedad que padece?
R.-A los 11 años, de paseo en buenos aires, un año antes había tenido nefritis, un primo de mi  mama, el Dr. R. me revisa y ahí me descubren el soplo, y al año siguiente creo, me hacen el cateterismo, y después supe que era de la válvula izquierda.
Ante mi pregunta, sobre si recordaba que válvula izquierda, lo ayudo, le hablo de la mitral, de la aórtica, y rápidamente me dice “la mitral, esa”.
R.-A mi me veía  el Dr. P. durante toda mi infancia, yo me agitaba cuando corría, yo por prescripción medica no hacia ejercicios físicos, en la secundaria no hacia, era con la presencia… yo siempre he sido gordo, pero yo caminaba mucho, iba a la casa de gobierno y llevaba los cheques, y eso era casi todos los días. Nunca había hecho gimnasia, pero en el 93 empecé a trotar en el parque, 2 o 3 Km, pero después en el 2007, en Marzo, a las dos a tres cuadra me agitaba y tenia que parar, hasta que en junio me agarró una neumonía, no tenía fuerza para nada, me tiró, yo pensaba que me moría, en agosto el Doctor S. pide la derivación para trasplante y la auditora le niega, antes el doctor Y. me vio 10 años, y lo único que me hacia era Doppler y Holter, un día me bajo a 4 la presión, pero Y. nunca me habló de cambiar la válvula, ni de hacer algo, luego en el I.C. el doctor M. me hizo el Doppler y ahí me dijo que lo mío era grave, pero el tampoco me dijo que era para trasplante, luego fui al Favaloro.                       (Hace una pausa, y explica), un sobrino de un primo de mi señora, es amigo de E. F., que ya trabajaba en el Favaloro, y ahí tomo contacto, me hacen el Doppler y ahí nomás el cateterismo, y me dicen que es para trasplante, me dan el Sildenafil para ver la presión pulmonar, si bajaba iba a trasplante, bajó y el 17 de diciembre tenia turno.                                                                                                                           Y era la 1º vez que me mandaba pasaje la obra social, una semana antes, para el 16 tenia, pero como yo un sábado caí y no daba más, mi señora dijo: vamos a cambiarlo y vamos antes.
a- ¿Qué es sentirse enfermo para usted?, le pregunto. (La enfermedad entendida como sentimiento)
Yo me siento bien, el único problema que tengo es la gordura, mi señora exagera, pero yo no como mucho, ahora no camino, me cuesta levantarme, sinceramente no tengo ganas de levantarme, es un sacrificio.
A-R. ¿Notó un cambio o algo distinto, o sus familiares le dijeron algo, después del trasplante, alguna influencia por el nuevo órgano, algún influjo…?
R.-Creo que estoy más nervioso.
Le pregunto (con mucho respeto) si supo algo del donante.
R.-El chico se había suicidado, tenía 22 años, pesaba 95 kilos. A mi me iban a operar el 25 de diciembre, pero yo me había descompensado, me pusieron una sonda y me sacaban flema con sangre, no me pudieron trasplantar, me pusieron en coma farmacológico, para limpiarme las secreciones, y recién el 26 me trasplantaron, y el corazón que tengo es mejor que el otro que me iba a tocar el 25, ese era más chico.
A-¿Alguna vez pensó que se iba a morir?
R.- ¿Morirme?, NUNCA, yo siempre he sido positivo, mi mama ha cumplido el día dos, 90 años. Yo me veo con más de 80…
A.- ¿Cuántos hijos tiene?
R.- dos hijos, 28 y 25 años. El que más ha sufrido es el mayor, él lo expresa más, el otro sufre en silencio…
A.- ¿y su señora R., siempre a su lado?
R.- yo con mi señora, ella estaba sola, todo el tiempo junto a mi, cuando me trasplantan va el hijo mayor y está 10 días.                                                                                                                                            Y a los días le dicen a mi señora que tenia rechazo GºIII, yo no sentía nada, tenia sangrado, mi señora estaba sola, me hacen la biopsia, me hacen el eco-Doppler, se lleno de médicos la pieza…, había dos, o sacar el sangrado, me sangraba el pericardio, o tratar el rechazo, bueno…primero me trataron el rechazo , me volvieron de la pieza a terapia, y allí me cocinaron a remedios, se me partía la cabeza, y después me pusieron una zonda para sacarme la sangre.
A.- ¿Que nombre le pondría a lo que crees que tiene, o tuvo?
R.-Y bueno lo mío es de nacimiento, congénito, las circunstancias de la vida, y bueno, esto del trasplante es una bendición, ¿Por qué? , por que a mí me dan en agosto, me hacen la evaluación en octubre,  y yo firmo para el INCUCAI, me acuerdo…el 20 de noviembre, y el 26 de Diciembre con la indicación de trasplante me operan, por eso es una bendición.                                                                                                                                                                                                                                      Los remedios ya los se de memoria, el Cellcept (inmunosupresor) me afloja el vientre, de tanto en tanto se me afloja, y se me vuelve a normalizar.
A.-Me dijo congénito, ¿Cómo sabe usted?
R.-los médicos me dijeron que era congénito
A.- ¿Que habrá sido, usted recuerda algo como prolapso de válvula mitral, aorta bicúspide, u otra cosa?
R.- No, no recuerdo.
A.-No importa. R. ¿Usted fumaba?
R.-Fumé poco en la secundaria. En el 87  tenía mucha ansiedad, y fumaba algo, pero no he sido un gran fumador, y desde el 88 nunca mas. Mi padre y mi hermano fumaban como loco.
A.-Veo que anda bien, hace una vida normal…
R.-En julio de este año cuando se caso mi hijo tome vino, y el sábado 4 cuando fue la reunión de mi mama. Los médicos me han dicho que no tome vino, muchos medicamentos…, pero como le digo, muy de vez en cuando… 
A.- ¿Qué le pareció que un médico le realice este tipo de entrevista?
R.-Muy bueno, la pasé bien doctor.
Nombre: R. R.  Edad: 57   Sexo: M   Ocupación: encargado de hotel Nivel de instrucción: secundaria completa Diagnostico clínico: Cardiotrasplantado en 2007.  Tiempo de entrevista: 40 minutos.
A la pregunta de su ocupación actual, me contesta lo que he consignado, pero me aclara: “yo elegí ingeniería, pero…si toda la vida he andado mal en matemática…, bueno, cuando pasó mucho tiempo, me hicieron volver. Pero ahora, todavía me gusta dibujar planos, proyectos, la parte de obras…
La entrevista fue grabada, de manera que ha sido transcripta en forma textual, en su mayor parte (un grabador -MP3- fue colocado atrás de un calendario de cartón que estaba en el escritorio).
----------------------------------------------------------------------------------------------------------------
Opinión: Una muy buena experiencia. Ayuda bastante en el ejercicio cotidiano de la profesión, aunque en la realidad no resulte viable o aplicable a todos los pacientes, fundamentalmente por la imposibilidad de disponer del tiempo necesario.
Con la gimnasia de haberlo hecho, más toda la información recibida en el curso, creo, nos permite revalorizar, recategorizar, priorizar, y replantear nuestra actuación y rol como médicos, pues permite acercarnos un poco más a la historia personal del paciente.
Probablemente, aún con el poco tiempo disponible (por diversas razones), se pueda optimizar la calidad de la atención. 
En lo que respecta a las dos entrevistas por mí realizadas, pacientes con diagnósticos clínicos similares (lo cual me atrajo sobremanera), se podrá observar las diferentes narrativas. 

Dr. Ramón Humberto Alvarez



[1] Quesada gigas o Tympano terpis gigas o Cicada dactiliophora, su nombre coyuyo en quichua significa silbador, derivado del verbo cuyuy: silbar. Este homóptero canta en las horas de calor de la siesta en los algarrobales. Muchos atribuyen a los coyuyos virtudes mágicas, diciendo que al cantar ayuda a florecer al algarrobo. www.folkloredelnorte.com.ar/biologia/.../coyuyo.htm
[2] Pequeña población a unos 140 km de Santiago del Estero, donde es venerada en la iglesia local la imagen del Señor de los Milagros .Es el epicentro de una de las celebraciones religiosas más concurridas y coloridas del Norte argentino. La festividad se celebra el 11 de Mayo, pero varios días antes comienzan a reunirse los feligreses para presenciar la procesión. El Santuario es Monumento Histórico Nacional. www.tango-tour.com.ar/santiagodelestero.htm